Visite nuestro sponsor

Odio de Al Qaeda hacia Benedicto XVI preocupa a EEUU

Wikileaks difundió un cable atribuido a la Embajada de Estados Unidos en Italia que expresa la preocupación de las autoridades estadounidenses ante posibles amenazas de Al Qaeda contra el Vaticano, luego que el grupo terrorista declarara al Papa y a la Iglesia como sus enemigos.
El cable con fecha 19 de diciembre de 2008, señala que "la Ciudad del Vaticano atrae cientos de miles de visitantes estadounidenses cada año" y "Al Qaeda públicamente ha identificado al Papa y a la Iglesia Católica como un enemigo".

El documento sostiene que la Embajada de Estados Unidos en Italia habría pedido al Departamento de Estado de su país ayudar a las fuerzas de seguridad del Vaticano para lidiar con amenazas terroristas.

La intención de esta ayuda sería mejorar las habilidades de respuesta del Vaticano ante una situación de crisis, y "adoptar un diálogo con el vaticano sobre contraterrorismo".

Según el cable, Domenico Giani, Inspector General del Cuerpo de Gendarmería del Vaticano, habría estado "poco dispuesto" a dialogar con los Estados Unidos "acerca de las capacidades y preparación del Vaticano para responder a un ataque terrorista".

A pesar de esto, el documento filtrado indica que Julieta Valls Noyes, funcionaria de la Embajada de Estados Unidos en el Vaticano, reportó en noviembre del 2008 que Giani respondió "positivamente" a la invitación de unirse a un ejercicio de gestión de crisis.

Sobre el Inspector General del Cuerpo de Gendarmería también se afirmó, en el cable, quepidió al FBI entrenamiento específico de seguridad, incluyendo entrenamiento en explosivos, para los miembros de la Gendarmería Vaticana, la cual se realizó en la base de los Cuerpos de Infantería de Marina en Quantico, Virginia, en Estados Unidos.

Para la Embajada estadounidense en Roma habrían sido dos retos importantes el enfrentar, para mejorar el diálogo sobre seguridad, la sensibilidad de la Santa Sede a verse muy cercana a cualquier estado, y "la convicción del Vaticano que sus instalaciones deben ser fácilmente accesibles a todos los católicos". (ACI)

No hay comentarios:

Publicar un comentario